Segundo Seminario del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología

  • Hay graves afectaciones a la salud en la región de acuerdo con investigadora de la UNAM
  • Es necesario que el gobierno asuma la Propuesta Comunitaria para el Saneamiento: CAV

Hoy 25 de febrero, se llevó a cabo el segundo Seminario del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología, CONACYT, dentro de la serie “Las regiones de Emergencia Ambiental en México. Del diagnóstico al Modelo de Restauración”. Específicamente el día de hoy se abordaron “Las Regiones de Emergencia Ambiental: Cuencas del Alto Balsas (Tlaxcala) y Cuenca de la Independencia (Guanajuato)”.

Laura Méndez, de la Coordinadora por un Atoyac con Vida, refirió la grave contaminación que se generó en la zona, luego de la instalación de los corredores industriales en la región, debido a las descargas tóxicas que arrojan.

Asimismo señaló que en 2011 la Coordinadora por un Atoyac con Vida, en conjunto con el Centro Fray Julián Garcés, decidieron presentar una queja ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos, CNDH, instancia que tardó 6 años en su investigación, pero que “finalmente el 21 de marzo de 2017 emitió la Recomendación 10/2017 sobre la violación a los derechos humanos a un medio ambiente sano, saneamiento del agua y acceso a la información, en relación con la contaminación de los ríos Atoyac, Xochiac y sus afluentes, en agravio de quienes habitan y transitan en los municipios de San Martin Texmelucan y Huejotzingo en el estado de Puebla; y en los municipios de Tepetitla de Lardizábal, Nativitas e Ixtacuixtla de Mariano Matamoros, en el estado de Tlaxcala”.

Laura Méndez externó que a partir de esta Recomendación se elaboró una propuesta comunitaria para el saneamiento integral de la cuenca, donde, entre otras cuestiones, se plantea el necesario saneamiento de la cuenca; la restauración de los suelos; el diseño y aplicación de un plan emergente de salud para quienes hoy están enfermos debido a la contaminación de la cuenca.

Por su parte, la Dra. Inés Navarro, del Instituto de Ingeniería de la Universidad Nacional Autónoma de México, UNAM, reafirmó la grave situación en la zona, al explicar los tipos de contaminantes que han encontrado en las investigaciones realizadas por 10 grupos de científicos/as conformados por académicos/as de la Universidad Iberoamericana, la Universidad Autónoma de Tlaxcala, la Universidad de Chapingo y la UNAM. Navarro señaló diversos puntos relevantes, entre ellos:

  • Identificación constante de cloroformo y cloruro de metileno, tanto en las aguas del cauce, como directamente en las descargas, que han encontrado en los constantes estudios realizados.
  • Los estudios de genotoxicidad con biomarcadores muestran evidencias de daño temprano: menor desarrollo hormonal y físico en niños que viven a menos de 7 km del cauce del Río Atoyac.
  • Los estudios realizados del índice de estrés oxidante, identifican en niños cercanos al río con evidencia de alguna correlación con polimorfismos, con perspectiva a futuro de amplia gama de trastornos como cáncer, y riesgo de fertilidad.
  • El estudio de vínculo entre la presencia y proximidad de la industria con la mortalidad evidencian un crecimiento del 200% de la mortalidad por cáncer en la Cuenca del Río Atoyac-Zahuapan entre el año 2002 y 2016.

La grave contaminación en la cuenca debe atenderse de manera urgente y contundente, como lo señaló Laura Méndez, de la Coordinadora por un Atoyac con Vida: “Nuestra lucha por el río no se trata sólo de tener agua limpia, es mucho más que esto, se trata de luchar por nuestra forma de vida que fue totalmente cambiada en las últimas décadas debido al modelo de industrialización salvaje (…) hay que luchar por la solución de todos los problemas que afectan la Cuenca del Alto Atoyac, pues todos sus elementos naturales, sociales, culturales y económicos están conectados”. En ese sentido, resulta sumamente importante que el gobierno asuma la Propuesta Comunitaria para el Saneamiento integral de la Cuenca, construida desde las propias comunidades afectadas.

Los Seminarios de CONACYT iniciaron el pasado 18 de febrero y continuarán hasta el 8 de abril, día en que se expondrán las Conclusiones Generales, por parte de investigadores/as de la Universidad Autónoma Metropolitana, UAM; la UNAM; funcionarios de CONAGUA y SEMARNAT, así como con Alejandra Méndez, Directora del Centro “Fray Julián Garcés” Derechos Humanos y Desarrollo Local, A.C.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s